Tribu Journal - Blog

Ejemplos de apropiación cultural del Yoga y recomendaciones para evitarla.

Hay muchas formas en que el yoga ha sido mal utilizado y malinterpretado a lo largo de las décadas. Más allá de la falsa equivalencia de yoga y asana, como profesora de yoga e inmigrante india aquí doy algunos otros ejemplos de apropiación en yoga y maneras de remediar esta situación.

Arundhati Baitmangalkar
Arundhati Baitmangalkar

Arundhati Baitmangalkar

Ejemplos de apropiación cultural del Yoga y recomendaciones para evitarla.

Hace unos años no estaba familiarizada con el término apropiación cultural y no sabía lo que significaba. Sin embargo, conocía mucho de esto por experiencia.

La apropiación cultural del yoga ha estado ocurriendo durante décadas, y como profesora de yoga e inmigrante india que vive en los Estados Unidos, no ha habido forma de escapar.

Durante muchos años, no dije mucho sobre lo que se siente cuando te roban el patrimonio y lo maltratan en los espacios de yoga; sólo mis aprendices de profesores de yoga obtuvieron mi opinión completa durante nuestras sesiones, pero es hora de que aborde este problema con mis compañerxs maestrxs y practicantes.

¿Qué es el yoga?

Para comprender completamente la apropiación cultural del yoga, primero debemos saber qué es el yoga. El yoga es una práctica espiritual. Es una forma de vivir. Es una práctica de autoaprendizaje y manejo de la mente. Es una forma de pensar, hablar, ser y más. El yoga es parte de la cultura y el patrimonio de la India. Desde la década de 1990, el yoga en el mundo occidental se ha reducido con frecuencia a un régimen de acondicionamiento físico. Culturalmente, hemos estado ignorando el hecho de que esta práctica consiste en mucho más que poses que consideramos dignas de fotografiar, lindos pantalones de yoga o una forma de reunir seguidores de Instagram.

¿Qué es la apropiación cultural del yoga?

Cuando una cultura dominante toma de otra cultura, generalmente una cultura minoritaria o desfavorecida, sin tener en cuenta el contexto, el respeto o la reverencia, o incluso el reconocimiento de la cultura de la que está tomando, se trata de apropiación cultural. Las cosas que generalmente se cooptan incluyen imágenes o símbolos, guiones, prácticas, moda, arte, música, etc. (Este fenómeno también puede llamarse apropiación cultural indebida, un término que se usó más ampliamente en la década de 1980).

Esta dinámica ha ocurrido con numerosas culturas. En el caso específico de la India (cuna del yoga), es útil considerar que fue colonizada durante siglos por todos, desde los portugueses hasta los holandeses, los franceses y, finalmente, los británicos, quienes inicialmente llegaron con el pretexto de comercio y terminaron gobernando durante casi 300 años.

¿Quién se está apropiando del yoga?

Antes de que entendamos qué es la apropiacion en la práctica del yoga, es importante entender quién se está apropiando de ella. Las respuestas pueden sorprenderte, ya que incluyen muchas:

  • Estudios o escuelas de yoga
  • Formaciones de profesores de yoga
  • Profesores de yoga
  • Estudiantes de yoga
  • Negocios relacionados con el yoga

Algunas personas lo hacen a sabiendas, mientras que otras no lo saben.

¿Qué es la apropiación en el yoga?

Hay muchas formas en que el yoga ha sido mal utilizado y malinterpretado a lo largo de las décadas. Más allá de la falsa equivalencia de yoga y asana, aquí hay algunos otros ejemplos de apropiación en yoga:

Las modas de Yoga

El yoga no es una moda. El Oxford English Dictionary define una moda como “un entusiasmo intenso y ampliamente compartido por algo, especialmente uno que es efímero y sin base en las cualidades del objeto; una locura.” El yoga existe desde hace muchos siglos. Sin embargo, el yoga con cabras, el yoga con cerveza y estilos ingeniosos similares pueden hacer que parezca que el yoga es una moda pasajera. La gente a menudo usa mal la palabra “yoga” porque es popular: es decir que el yoga se vende bien en el mundo occidental, pero usar la palabra yoga de esta manera es un insulto a mi cultura.

El uso de la palabra “yogui”

“Yogui” se refiere a alguien que hace y vive yoga. Sin embargo, llamar a cualquiera y a todos los que hacen yoga un "yogui" es incorrecto. Por lo general, un yogui es alguien que practica intensamente todas las ramas del yoga. Tal persona practica severas penitencias, renuncia a las posesiones, no tiene relaciones personales ni vínculos con la sociedad, renuncia a los placeres sensoriales y muchas cosas más.

Para ser un yogui, uno necesita seguir el estilo de vida que conlleva ser un yogui.

En muchas clases de asanas occidentales de hoy en día, una persona que prueba el yoga por primera vez es etiquetada como "yogui". Al crecer en la India, este no fue un término que usáramos casualmente: Es un título que se le otorga a alguien en reconocimiento a su trabajo como maestro espiritual o asesor. Hacer posturas de yoga o fragmentos de yoga aquí y allá no convierte a alguien en yogui.

Mal uso de “Namasté”

Namaste, la palabra y el gesto de oración con la mano, se ha convertido en sinónimo de yoga y casi todas las clases de yoga comienzan o terminan con un namaste. Pero al crecer en la India, nunca dije "namaste". Como soy de la parte sur de la India, dije "namaskara", "namaskaram" o "vanakkam". Namaste y sus variaciones regionales son una forma de saludo que simplemente significa "Me inclino ante ti". No es ni hola ni bienvenido. Era un saludo que me enseñaron a usar en los templos, por ejemplo, al inclinarme ante un ídolo, un sacerdote o alguien mayor o espiritualmente delante de mí en su viaje. Nunca usé namaste con amigos. Por supuesto, diferentes personas indias tendrán experiencias ligeramente diferentes: la India es un país grande y diverso. Namaste es una reverencia que se usa más al norte de la India que en el sur de la India, donde crecí. Como profesores de yoga, no es necesariamente incorrecto usar Namaste si aprecias sus orígenes. Úsalo si lo deseas, pero comprende que hacerlo no hará que su clase sea mejor o más auténtica. Realmente es lo que haces entre tus Namastes lo que importa. Pero decidas lo que decidas, por favor abstente de agregar palabrotas al namaste o abofetearlo usándolo en ropa, stickers y demás. Esa es una forma burda de apropiación.

El uso de símbolos sagrados y deidades como decoración

En India notarás que las deidades y los símbolos sagrados son tratados con reverencia. Se colocan sobre un pedestal, nunca en el suelo, y la mayoría de las veces se crea algún tipo de altar para ellos. Se tiene especial cuidado para mantener este altar y lo que sucede en él o cerca de él. El altar suele ser un espacio que se considera sagrado y no un lugar ordinario o aleatorio en el hogar. Muchos estudios de yoga occidentales intentan imitar a los orientales agregando ídolos de Buda, Ganesha, Laxmi, Patanjali, Shiva y otros sin tener en cuenta cómo y dónde se colocan. Por ejemplo, en la India no te sentarías poniendo las plantas de los pies frente a un ídolo, tus maestros o una persona mayor. Esto se considera no sólo irrespetuoso sino también vergonzoso. Sin embargo, vemos ídolos esparcidos por los estudios de yoga sin intención, solo para embellecer el espacio. También verás a menudo Aum ("Om"), yoga sutras, mandalas y más en las paredes de los estudios. Pero estos símbolos no son decoración y agregarlos casualmente a un espacio de yoga no hace que ese espacio sea más "auténtico". Sería más adecuado tenerlos en un espacio privado de tu casa u oficina.

Marginación de los profesores de yoga indios y del sur de Asia

Es una triste realidad que las comunidades de yoga de la India y del sur de Asia no estén bien representadas en el mundo del yoga occidental contemporáneo, ya sea que hablemos de estudios, publicaciones, clases on demand, la industria de la indumentaria o juntas de acreditación como la Yoga Alliance y otras similares.

En Occidente, hay millones de indios, sudasiáticos y personas de ascendencia india y sudasiática; sin embargo, solo un puñado de ellos realmente ingresa a los estudios de yoga. Y una fracción aún más pequeña sostiene una práctica regular.

Como profesores de yoga y dueños de negocios, tenemos que cuestionar esto. ¿Qué hemos hecho con el yoga que lo ha vuelto tan alienante que las personas de la misma cultura en la que se originó el yoga no se sienten seguras, respetadas y aceptadas?

Cuando hablo con mis compatriotas indios, comparten muchas historias sobre cómo el yoga que ven en los estudios no es realmente yoga sino simplemente un ejercicio. O cómo los profesores no pueden pronunciar sus nombres y rara vez o nunca ven a otro profesor de yoga de su cultura. Si además agregas a los maestros que hacen mal uso del Namaste y se comportan de manera irrespetuosa (ya sea conscientemente o no) con respecto a otros aspectos de la cultura India... bueno, pues todo suma y lamentablemente esto ha marginado a los maestros y estudiantes de yoga de la India y del sur de Asia.

Tradicionalmente, los playlists de yoga no existían

Muchos profesores de yoga pasan horas seleccionando sus listas de reproducción de yoga. Pero en la India, las clases de yoga no suelen tener música. Cuando tocamos música en una clase de asanas puede convertirse en una distracción. El objetivo de una asana es llevarnos a lo más profundo de nosotros mismos, volver todos nuestros sentidos hacia adentro. En este contexto la respiración se convierte en nuestra música; ancla la mente. Cuando tocamos música, especialmente música con letras, puede causar confusión, distracción e incluso frustración para el estudiante. Si eres un profesor de yoga que pone música con letras mientras enseñas, considera cambiar a música instrumental, luego a ruido blanco y, por último, a nada de música. Eso estaría en línea con la tradición del yoga.

La mercantilización del yoga

El yoga es una industria multimillonaria tan sólo en los Estados Unidos. Billones de dólares. Nada de ese dinero va a volver a la India. Lo que me enfurece aún más es que estas marcas se apropian del yoga sin el más mínimo remordimiento. Déjame darte un ejemplo:

Lululemon. Su lema es "Esto es yoga". ¿Qué están diciendo? ¿Comprar pantalones de licra es la definición de yoga? Poner términos sagrados en sánscrito en tangas, sostenes y pantalones, ¿es yoga?

Si me preguntas, no hay mejor ejemplo de apropiación cultural del yoga en la actualidad. Muchas marcas de ropa y estilo de vida han ignorado por completo el yoga y la cultura india y han abandonado su brújula moral en nombre de las ganancias. Mientras la gente siga comprando sus productos, no tendrá motivos para cambiar. Si eres un profesor de yoga que lo aprecia y respeta, habla de esto y retira el apoyo de las marcas que hacen un mal uso del yoga en todos los sentidos. Y ni siquiera mencioné la inclusión. Por lo general, no verás a una sola persona india en la publicidad de estas marcas. ¿Ves el problema aquí?

Apreciación vs apropiación

Hay muchas maneras de apreciar el yoga como propietario de un estudio, profesor o estudiante. Aquí hay algunas formas simples de hacer frente a la apropiación cultural:

Propietarios de estudios de yoga:

  • Toma clases con profesores de yoga de la India y del sur de Asia. Esto nunca ha sido tan fácil con tanto yoga disponible en línea durante la pandemia.
  • Infórmate tomando clases y leyendo sobre la apropiación cultural y la historia del yoga.
  • Haz obligatorio el desarrollo profesional en este tema para el personal de tu escuela y habla de esto con tu equipo.
  • Contrata profesores de yoga indios y del sur de Asia también. Nuevamente, esto es muy fácil, ya que la mayoría del yoga ahora es virtual.
  • Incluye profesores indios y del sur de Asia en sus formaciones de profesores de yoga y abre debates sobre apropiación cultural.
  • Elimina ciertos aspectos de tus enseñanzas si es necesario.
  • Presta atención a quien viene a tus clases así como a quien no regresa más. Si hay patrones que apuntan a la dura realidad de que tu estudio no es inclusivo, realiza cambios para solucionarlo.
  • Echa un vistazo honesto a cómo estás decorado tu espacio físico: ¿Estás usando símbolos sagrados y deidades como decoración?
  • Considera las clases que se imparten en su estudio: ¿está brindando una plataforma para ofertas irrespetuosas y frívolas como yoga con cerveza, con cabras y otras por el estilo?

Profesores y alumnos de yoga:

  • Pregunta a los dueños de tu estudio y a otros maestros sobre apropiación y representación.
  • Si no estás satisfechx con la respuesta, trata de dejar el lugar y retira tu apoyo cuando veas que se apropian descaradamente del yoga.
  • Proporciona recursos educativos a los estudios que visitas, maestrxs y estudiantes con los que compartes.
  • Habla abiertamente sobre su propio proceso de aprendizaje a medida que aprendes a hacerlo mejor.
  • Busca educación sobre la apropiación y aprende a discernir qué está realmente bien y qué no.
  • Usa tus cuentas de redes sociales para amplificar las voces de yoga de la India y el sur de Asia.
  • Escribe a las grandes marcas que venden artículos para la práctica de asana y exije una representación inclusiva. Expresa tu falta de voluntad para aceptar la apropiación del yoga.
  • Exige que el modelo de estandarización de Yoga Alliance incluya atención a la apropiación cultural.
  • Apoya a los maestros indios y del sur de Asia con su dinero a través de clases, capacitaciones y más.

Arundhati Baitmangalkar Anfitriona del podcast Let's Talk Yoga. Fundadora de Aham yoga. Profesora de yoga inmigrante india. Bloguera y youtuber. Síguela en Linkedin

Las preguntas que debe hacerse todo profe de yoga (Parte 2)
Ari Quesada

Las preguntas que debe hacerse todo profe de yoga (Parte 2)

Las preguntas que debe hacerse todo profe de yoga (Parte 1)
Ari Quesada

Las preguntas que debe hacerse todo profe de yoga (Parte 1)

Nauli Kriya vs Gimnasia Hipopresiva: Diferencias y Beneficios
Ela Arrieta

Nauli Kriya vs Gimnasia Hipopresiva: Diferencias y Beneficios

Tribu Yoga

Escribe en
tribu journal

¿Te gustaría publicar un artículo en el blog colaborativo Tribu Journal? Escribe a (toca para copiar) y envíanos tu artículo, tu nombre y fotografía. Nos alegrará recibir tu mensaje.